Que partidas afectan el capital de trabajo

Si partimos de la premisa que el capital de trabajo desde el punto financiero esta compuesto por los siguientes elementos:

11 Efectivo

12 Inversiones

13 Clientes

14 Inventarios

17 Gastos pagados por anticipado

 

Las operaciones que modifican el capital de trabajo, son:

 

Aumentan:

El crédito otorgado por proveedores.

Los préstamos de instituciones financieras.

La emisión de bonos a corto y largo plazo.

La hipotecas.

La emisión de cuotas, partes de interés y acciones.

Las retenciones aplicadas en ventas.

 

Disminuyen:

El pago de impuestos.

El pago de obligaciones laborales.

El pago de prestaciones sociales.

La redención de bonos.

La compra de activos fijos.

La causación de diferidos.

 

No lo aumentan ni disminuyen:

La recuperación de cartera.

La venta de las inversiones.

La titularización de cartera.

Las compras de contado de inventarios.

La reinversión del disponible en inversiones.

Los impuestos de renta y complementarios.

Causación de otros impuestos.

Las prestaciones sociales acumuladas.

 

En resumen el capital de trabajo (Activos corrientes) se afectan con operaciones del pasivo corriente, pasivo a largo plazo y con la emisión de aportes de capital, también con la utilización del activo corriente como gastos o conversión en activos fijos.

 

Que partidas afectan el capital neto de trabajo

 

Si partimos de la premisa que el capital neto de trabajo desde el punto contable esta compuesto por los siguientes elementos:

Activos corrientes: Efectivo, Inversiones, Clientes, Inventarios y Gastos pagados por anticipado.

Menos los pasivos corrientes: Obligaciones financieras, laborales, de impuestos, etc.

 

Las operaciones que modifican el capital neto de trabajo, son:

 

Aumentan:

La emisión de bonos de bonos a largo plazo.

La hipotecas.

La emisión de cuotas, partes de interés y acciones.

Las retenciones aplicadas en ventas.

 

Disminuyen:

La redención de bonos.

La compra de activos fijos.

La causación de diferidos.

 

No lo aumentan ni disminuyen:

El crédito otorgado por proveedores.

Los préstamos de instituciones financieras.

El pago de impuestos.

El pago de obligaciones laborales.

El pago de prestaciones sociales.

La recuperación de cartera.

La venta de las inversiones.

La titularización de cartera.

Las compras de contado de inventarios.

La reinversión del disponible en inversiones.

Los impuestos de renta y complementarios.

Causación de otros impuestos.

Las prestaciones sociales acumuladas.

 

 

El capital neto de trabajo (Activo corriente menos pasivo corriente), solamente se afecta con operaciones de largo plazo, como hipotecas, bonos y emisión de capital, también con la utilización como gasto y en activo no corriente en compra de activos fijos.

 

Angel Maria

Deja un comentario